Skip to content

7 demonios de la navidad, además de Krampus

Conoce sobre Krampus y los otros 7 demonios de la navidad, que aunque son menos conocidos, son igual de aterradores

En la cultura moderna Santa Claus es el encargado de premiar en navidad a aquellos niños que se portaron bien durante el año, sin embargo, por más que quiera él, no puede castigar directamente a los niños que se portaron mal, fuera de regalarles un pedazo de carbón que no hará más que molestarlos. Sin embargo, para los niños mal portados se encuentran unos demonios que no son tímidos a la hora de castigar…

Leyenda de krampus, el más conocido de los demonios de la Navidad

Seguramente hayas oído hablar de Krampus, una criatura que, al contrario de San Nicolás, se encarga de castigar…

Según la leyenda Krampus aparece el 6 de diciembre, a diferencia de Santa Claus que premia con regalos a los niños que se portaron bien, Krampus ronda por las calles durante dos semanas, anunciando su oscura presencia con campanas y cadenas oxidadas, y castiga a todos los niños que mal se han portado, el los mete en su saco para llevarlos al infierno para devorarlos.

Sin embargo, ¿sabías que no es el único demonio de la navidad? Y que aparte, ¿algunos de ellos ayudan a papá Noel?… En la siguiente lista, se encuentran 7 demonios demonios además de Krampus, que causan temor a los niños mal portados del mundo…

Los 7 demonios de la Navidad

Perchten

Cuando se acerca la navidad, en Austria aparece un siniestro ser conocido como Perchten. Visita las casas entre el 24 de diciembre y el 6 de enero, acompañado de espíritus malignos. Si la familia fue trabajadora, los recompensa con una moneda de oro, pero si fueron holgazanes no dudara en rajarles el vientre, retirarles el estómago y rellenar el cuerpo con paja.

Père Fouettard o “padre látigo

Se cuenta que en navidad, este hombre raptó a tres niños y luego los devoró, y que afortunadamente San Nicolás logró traerlos a la vida. Y ahora viaja acompañando a Papá Noel para acotar a los niños que no obedecieron a sus padres.


Namahage

Es un Yokai japonés de aspecto feroz cuyo odio hacia los consentidos y mimados es bien conocido. Tiene una cara demoniaca, cuernos y colmillos afilados, sin olvidar su terrorífico machete. En estas fechas suele visitar las casas preguntando por niños llorones, o vagos buenos para nada. Los más jóvenes no reciben más que un regaño, pero los mayores sufrirán, ya que Namahage disfruta pelarles las plantas de los pies con su machete.

Los Kallikantzaros

Son pequeños demonios que pasan todo el año viviendo bajo tierra y solo salen los doce días de navidad. La leyenda cuenta que cualquier niño nacido en esos doce días corre el riesgo de convertirse en uno de ellos.

El Siervo Ruperto

Es directamente un criado de San Nicolás que pregunta a los infantes si han sido buenos. Si ellos responden que no, éste les azotará con un saco lleno de ceniza.

El Tomte escandinavo

Es un pequeño y anciano duende, con una barba blanca y vestido de granjero, fue un ser maligno que gustaba de hacer bromas pesadas, molestaba y martirizaba a las familias que no le regalaban cosas.

Jólaköttur o “gato de Yule”

Es un gigantesco y monstruoso minino, mascota de una familia de trolls. Es un gato muy indiferente y se pasea en las noches de navidad buscando casas calientes donde refugiarse y de paso cazar a sus presas: niños que no hacen sus deberes. Para alejarlos se recomienda vestir ropa nueva, ya que ellos consideran que si uno viste eso, es porque fueron buenos para merecer ese regalo.

¿Y tú ya conocías a Krampus o alguno de los otros 7 demonios de la Navidad?

Atte. Edy Doo