Skip to content

Leyenda de las Gemelas Pollock “el Caso de Reencarnación de las Hermanas”

Conoce la leyenda de las gemelas Pollock, una tétrica historia de reencarnación

Se dice que el ciclo de la vida es nacer, vivir y morir… ¿Pero que es lo que viene después? Aunque existen muchas creencias que tratan de explicar el misterio del más allá, la leyenda de las gemelas Pollock nos hace pensar que la siguiente parte del ciclo es volver a nacer, es decir la “reencarnación”.

Reencarnación

Leyenda de las gemelas Pollock

Esta historia comienza a mediados del siglo XX en Hexham, Inglaterra, cuando un domingo por la mañana el feliz matrimonio conformado por John y Florence Pollock iban en camino a misa junto a sus hijas Johana y Jaqueline, de 11 y 6 años respectivamente; Iban un poco retrasados para la misa, por lo que las pequeñas hermanas Pollock decidieron apresurar el paso junto a un amiguito para separar lugar en la iglesia, pero lamentablemente ninguno de los tres llegaría a su destino… Pues al cruzar ellos la calle sin ver, un carro no logró detenerse y embistió a los pequeños llevándolos a la muerte.

Hermanas Pollock

Los padres de las hermanas Pollock quedaron totalmente destrozados, sin embargo la vida les tenía una segunda oportunidad, pues unos meses después Florence quedó embarazada y en Octubre de 1958, los esposos tuvieron la dicha de ser nuevamente padres de unas adorables gemelas a las que nombraron Guillan y Jennifer.

Cuando las hermanas Pollock eran unas bebés de 3 meses, la familia se mudó y comenzó una nueva vida en Whitley-Bay, sin embargo conforme las niñas crecían los padres comenzaron a notar sucesos extraños por parte de las niñas, pues Guillan tenía el comportamiento de una hermana mayor y Jennifer tomó el rol de la hermana menor, además de que una gemela tenía una marca de Johana y la otra gemela tenía una marca de Jaqueline, pero las sorprendentes coincidencias apenas estaban por comenzar.

Leyenda de las gemelas Pollock

Cuando las gemelas tenían aproximadamente 4 años, los padres decidieron que era momento de regresar a Hexham, desde que iban entrando al pueblo las niñas sabían perfectamente donde estaban, al pasar por la escuela donde las hermanas Pollock fallecidas estudiaban, las gemelas mencionaron que ellas solían asistir a clases ahí.

No solo recordaban eso, si no aún reconocían lugares que sus hermanas frecuentaban normalmente y los nombres de los vecinos. Cuando encontraron el baúl lleno de juguetes de sus hermanas, las gemelas sabían el nombre de cada uno de ellos, y cada una tomaba sus respectivos juguetes, es decir, Guillan tomaba los juguetes que pertenecieron a Johana y Jennifer tomaba los de Jaqueline.

Gemelas Pollock

Guillan y Jennifer comenzaron a jugar un siniestro juego en el cual se tiraban al piso y comenzaban a recrear la escena del accidente donde sus hermanas murieron, Jennifer decía: “No quiero que me vuelva a pasar. Fue horrible, mis manos estaban llenas de sangre, igual que mi nariz y mi boca. No podía respirar” y Guillan respondía: “No me lo recuerdes, parecías un monstruo y algo rojo salió de tu cabeza”.

Leyenda de las gemelas Pollock

Cada vez que salían a la calle y los carros pasaban cerca de su andar, las gemelas se alteraban y se abrazaban para consolarse, pues aún recordaban el día de su muerte. Pero sus recuerdos estaban por terminar, pues a los 5 años las niñas comenzaron a vivir su propia vida y dejar atrás los recuerdos de su vida pasada como Johana y Jaqueline, pues según los expertos a los 5 años los niños que han vivido en carne propia la reencarnación olvidan los recuerdos de sus vidas pasadas.

Leyenda de las gemelas Pollock

Después de leer la historia de las hermanas Pollock ¿Crees en la reencarnación o no?

Atte. Edy Doo