Skip to content

Los fantasmas del Parque de los Berros

Los fantasmas del Parque de los Berros 1

Esta devastadora historia sucede hace muchos años en la ciudad de Xalapa, Veracruz, cuando los vecinos cercanos al Parque de los Berros, mandaron construir una capilla en la zona, para no tener que trasladarse tan lejos para recibir misa, sin embargo ellos nunca imaginaron, que el sacerdote que arribaría a su pacifica comunidad, tenía el diablo adentro…

Los fantasmas del Parque de los Berros 2

El sacerdote era un joven apuesto y parecía tener muy buenos modales, todos los vecinos feligreses lo recibieron gustosamente, por lo que el párroco quedó encantado, sin embargo la maldad que estaba sumergida en su interior y que el mismo no sabía que existía, brotó de una manera bestial cuando vio a una chiquilla de escasos 12 años.

Carmen era el nombre de la niña, y poseía una gran belleza que había cautivado al hombre de la sotana, y a pesar de ser un pecado, el la deseaba de una manera que no se debe desear a un menor, y así que en silencio y a la distancia, el hombre la amó y observó por algunos años, hasta que Carmen cumplió 17, la edad que su vida sería truncada…

Los fantasmas del Parque de los Berros 3

Su sentencia de muerte comenzó, cuando Carmen se enamoró de un hombre español, quien al poco tiempo de conocerla le pediría que fuera su esposa, y la joven ilusionada aceptó; y aunque un matrimonio es motivo de dicha y felicidad, no todos estaban felices, pues en la oscura soledad de la casa parroquial, el lujurioso sacerdote daba rabietas.

Los fantasmas del Parque de los Berros 4

Carmen se estaba preparando para el día de su boda, por lo que se juntó con el sacerdote para pedirle que fuera el mismo quien los casara, y este aunque aceptó, le aconsejó también que no se casara, pues le inventó que su prometido la engañaba, pero aún así ella no le creyó y fijó la fecha de la ceremonia.

Pasó el tiempo y llegó el día anterior a la boda, así que para ir sin pecados cargando al altar, Carmen fue a confesarse a la parroquia a pesar de que se avecinaba una tormenta torrencial, motivo por el cual la parroquia estaba vacía, a excepción del sacerdote que ella apreciaba, pero que en secreto la acechaba  desde niña.

Los fantasmas del Parque de los Berros 5

Habían comenzado con el sacramento de confesión, y mientras Carmen contaba sus pecados, el cielo se ponía negro y los relámpagos anunciaban la desgracia que estaba por comenzar, pues guiado por la ira y sus deseos reprimidos, el sacerdote convirtió el confesionario en un infierno, pues atacó brutalmente a Carmen para abusarla, y aunque la inocente chica trató de defenderse, el logró su cometido, y como si no fuera suficiente terror, el endemoniado hombre la estranguló hasta la muerte.

Los fantasmas del Parque de los Berros 6

Cuando el sacerdote asimiló lo que había hecho se arrepintió, pues le había quitado la vida a quien consideraba la mujer de su vida, y sin ella el no tenía motivos de seguir dando misa, así que se dirigió a lo más alto de la parroquia y desde el campanario decidió suicidarse, aventándose.

Los fantasmas del Parque de los Berros 7

Aquella tragedia enlutó a la comunidad xalapeña y marcó en la historia un episodio oscuro, el cual lamentablemente aún no termina, pues la leyenda cuenta que de la muerte, Carmen y el sacerdote regresaron, pues cuando los días están nublados, en el Parque de los Berros sus fantasmas se aparecen llorando, recordando el peor y último día de sus vidas.

Atte. Edy doo